El asma infantil es una inflamación de las vías respiratorias que genera la reducción del caudal de aire que puede pasar por ella, causando dificultades para respirar.

Los alérgenos que desencadenan ataques de asma son el polen, el polvo, el moho, el epitelio de los animales, la contaminación ambiental, así como medicamentos, alimentos y sustancias químicas en productos de consumo habitual.

Una crisis de asma también es provocada cuando el infante se encuentra en ambientes donde hay mucho humo de tabaco, por emociones fuertes, al realizar ejercicio, al sufrir catarros, gripes y otras enfermedades infecciosas.

Estos son los síntomas más comunes del asma infantil:

  • Dificultad para respirar en mayor o menor intensidad
  • Falta de aliento o jadeo
  • Dificultad para exhalar el aire
  • Respiración rápida

Pero también puede presentarse:

  • Tos frecuente (especialmente de noche)
  • Sibilancias al respirar
  • Bolsas bajo los párpados inferiores
  • Cansancio
  • Irritabilidad
No permita que su hijo sufra con el asma, un buen tratamiento y cuidados lograrán que tenga una mejor salud.

Visite al Dr. Gabriel Aguilar Piñón Pediatra y Neumólogo Pediatra.


Artículo creado con información de Sanitas.es



[[cms:companyname]] - asma infantil